Publicado el Deja un comentario

Vajilla Bodoni: personalización

Los amantes de decorar las mesas y dedicarle un tiempo a prepararlas somos fan de las vajillas. En este tiempo en casa, se ha dedicado más tiempo en cuidar estos detalles. Una taza bonita para un desayuno, poner una mesa preciosa para un aperitivo, invitar a unos amigos a tomar queso y vino…

Es por eso, que la elección de una vajilla única se hace más presente e importante. Tener una vajilla personalizada, especial y no al uso es una oportunidad que cómo desaprovechar.

Fue partiendo de esta idea, como me encargaron una vajilla de 4 como regalo de boda. Querían que fuese única para la pareja y que remarcase el enlace de ambos. Decidí hacer la vajilla personalizada con sus iniciales: FL y un borde azul desdibujado.

La tipografía Bodoni es sin duda, elegante y única, por ello la utilicé para esta maravillosa vajilla. Se compone de 4 patos llanos, 4 platos hondos y 4 platos de postre.

Son platos de loza cocidos a baja temperatura e ilustrados bajo cubierta. Cada una de las letras están hechas a mano y bajo la capa de esmalte. Es así como permite utilizarse a diario, meterla en el lavavajillas y en el microondas sin problema. Convirtiéndose así en una vajilla perfecta para su uso diario.

Para ver la vajilla completa y encargar la tuya, la puedes encontrar en la web con opción de 4, 6 y 8 servicios:  https://lacaracolica.com/producto/vajilla-bodoni/

Publicado el Deja un comentario

PROCESOS en piezas cerámicas ilustradas

ensaladera hecha a mano ilustrada escarabajos ceramica handmade

Una de las razones por las que decidí sumergirme más de lleno en la cerámica fue por la posibilidad de aunar ambos campos, ilustración en soporte cerámico. Muchas piezas de la colección van esmaltadas en colores planos, cremas, tonos azules o verdosos pero donde disfruto de manera especial es en las vajillas ilustradas.

El proceso es más sorprendente que controlado. Lo primero que hay que hacer es ver el tipo de pieza que se va a ilustrar, no es lo mismo un plato, liso que una taza por su forma cilíndrica. En segundo lugar, buscar inspiración del tema que a ilustrar. En mi caso, me gusta la botánica y en especial los animales, así que busco imágenes que me inspiren. 

Lo mejor es realizar varios bocetos en papel, incluso probar colores en acuarela antes de pasar a la cerámica. Una vez tengas la idea, se ilustra el motivo en la pieza. Se boceta a lápiz ya que al meterlo en el horno, el grafito se quema y no deja huella. Para modificar el dibujo se utiliza una goma de borrar.

Para introducir el color, se suele utilizar óxidos colorantes con una base de esmalte transparente, en mi caso de baja temperatura, ya que el abanico de colores es mucho más amplio. Por lo general trabajo bajo cubierta, es decir, primero se ilustra con los óxidos y luego se aplica una capa de esmalte transparente por encima. Otra manera para trabajar es sobrecubierta, es decir, primero aplicar un esmalte transparente o blanco y luego pintar sobre ello con los óxidos. 

El proceso es el mismo pero a veces es más cómodo dibujar a lápiz directamente sobre la cerámica. Una vez sale del horno, los resultados sorprenden mucho. Los colores se modifican en el horno, por eso es aconsejable hacerse una paleta de colores. A mayor cantidad de agua y vehículos utilices, más transparente salen los colores. La variedad de colores, el control de la pincelada y la opacidad permiten resultados y trabajos muy distintos.  

Para añadir un toque más a las piezas ilustradas puedes utilizar ceras de colores, lápices o tizas cerámicas.